SELECCIÓN ESPAÑOLA

Luis Enrique sobre Gayà: "Sí habría esperado a otro jugador"

El técnico explicó las razones tácticas de la baja del valencianista: "No tenemos jugadores que se adapten justo a esa posición".

Gayà con España. /RFEF
Gayà con España. RFEF

El técnico explicó las razones tácticas de la baja del valencianista: "No tenemos jugadores que se adapten justo a esa posición".

Nacho Sanchis

Nacho Sanchis

Había hablado mucho Luis Enrique desde que José Luis Gayà tuvo que abandonar la convocatoria para el Mundial. De él, en sus 'streamings', había dicho que es un futbolista que le encanta, que es un gran tipo, que le dolió dejarle en Valencia, pero hasta ahora no había resuelto la gran duda que toda España se preguntaba: ¿Por qué Gayà sí se queda fuera y en su día Busquets no? ¿Habría esperado a otro jugador? Y ciertamente, como ya es costumbre, Luis Enrique fue más que cristalino en sus explicaciones.

"Sí, habría esperado a otro jugador de la selección. Si lo que le ha ocurrido a Gayà le ocurre a un pivote, a un central o a otro jugador hoy estaría aquí con nosotros" dijo el entrenador bajo el asombro de los presentes. Sin embargo, muy lejos de lo que se pueda pensar, explicó las reacciones de su ausencia: "El lateral izquierdo es la única posición en la que no puedo esperar a nadie, porque no tengo a nadie del equipo que se adapte a lo que le pedimos nosotros a un lateral. Que defienda, que haga de extremo, que ataque al profundidad, que tenga perfil ofensivo y defensivo".

Es decir, que Gayà ha tenido "mala suerte" como ha calificado el propio seleccionador. Lucho ha insistido, mucho además, en dejar claro que le ha dolido dejarse 'un soldado en tierra' y que no es algo que haría en condiciones normales.

Relevo destapó que en el vestuario de la selección dejó en shock la baja de José ya que todos daban por hecho que viajaría a Catar al padecer una lesión leve. Por ello, y pese a que en privado ya ha hablado con los jugadores y les ha explicado las razones, Lucho ha insistido: "Si fuera otro jugador de otra posición, le esperaría aquí hasta el último partido si hiciera falta. Pero la posición de Gayà requiere cosas muy específicas. Ha sido mala suerte y me duele en el alma haberlo hecho".

Además de las razones tácticas perfectamente explicadas por el entrenador, en la decisión también ha influido la información contada por Relevo el pasado viernes: El técnico considera que a Jordi Alba le está costando arrancar debido a la inactividad en los partidos importantes con el Fútbol Club Barcelona y no quería jugársela solo con él la primera semana de competición.

Además, también están las razones puramente físicas. Lo de Gayà era una lesión leve, de hecho el jugador está citado para entrenar con el equipo che el próximo martes y él tenía claro que en el partido ante Alemania iba a poder estar disponible, sin embargo Luis Enrique tampoco quería arriesgarse a una recaída o similares: "Imagina que hago lo que quieren desde Valencia y hoy Jordi Alba se tuerce un tobillo y empezamos el Mundial sin dos laterales izquierdos. Lo mejor para el equipo es convocar a otro lateral izquierdo y tener dos" ha concluido.

Y es que Luis Enrique ha señalado que lo de Gayà era para estar "10-15 días de baja", mientras que en los informes médicos del Valencia daban por hecho que podría jugar contra Costa Rica. Ciertamente, la verdad está a caballo entre ambos diagnósticos: Gayà se veía a tope para jugar ante Alemania (12 días después de su lesión), pero de haber sido una semifinal de un Mundial o similares el partido ante Costa Rica, habría forzado igualmente.