FÓRMULA 1

Alonso da portazo a Alpine y ya se ilusiona con Aston Martin

El asturiano suma su sexto abandono de la temporada y lamenta su último baile con la escudería que le lanzó al estrellato.

Alonso, pensativo en rueda de prensa. /GETTY
Alonso, pensativo en rueda de prensa. GETTY

El asturiano suma su sexto abandono de la temporada y lamenta su último baile con la escudería que le lanzó al estrellato.

Daniel Arribas

Daniel Arribas

"Abandono. Una vez más". Así empezó Fernando Alonso el análisis de la última carrera del año en Abu Dhabi. Frustrado, el ovetense se mostró con la sonrisa irónica habitual ante los medios. Todo sea por no perder el humor, pensarán algunos. No ha sido su año, de eso no hay duda. Mucho menos el de Alpine, la escudería con la que fue bicampeón del mundo en 2005 y 2006; la misma que ahora ha llegado a aborrecer. "Lo de hoy es un poco el resumen del año", lamentó tras la conclusión.

Una fuga de agua en el motor fue la causa del abandono, sexto del año. "Realmente son nueve o diez", sostiene el español. ¿Los motivos? Una temporada llena de altibajos, con graves problemas de fiabilidad y sin el sostén de un equipo con la mirada ya en 2023, cuando el asturiano luzca con otros colores en el mono.

No le falta razón. "En Australia, el coche se rompió en la clasificación. En Austria, ni arrancó en la carrera al sprint. En Canadá, nos quedamos sin batería…". En total, casi una decena de pruebas, la mitad del campeonato, con un lastre demasiado grande para cumplir con el rendimiento esperado.

Tal es así que este 2022 es el año que más abandonos ha sufrido con la escudería francesa: seis. En 2003, su curso de debut como piloto principal de Renault, fueron cinco; igual que en 2004. En total, 45 abandonos repartidos en ocho temporadas con la marca del rombo.

Ahora, en su tercer adiós a la fábrica gala, el que parece definitivo, Alonso mira con aire fresco al futuro. Esta misma semana se vestirá con los colores de Aston Martin, su nuevo equipo para los dos próximos cursos. En Abu Dhabi, el asturiano probará su nuevo bólido, verde impoluto, ese con el que espera recuperar la confianza y, sobre todo, luchar de nuevo por las victorias.

"Estoy motivado, con ilusión de mañana hacer el asiento y empezar un nuevo proyecto, que siempre es ilusionante", declaró en sus últimas horas con el mono de Alpine. Y sentenció, con esa socarronería que domina a las mil maravillas: "Será un 2023 con mucha más suerte". Veremos.

Daniel Arribas
Daniel Arribas

Redactor

De la sierra norte de Madrid, Daniel estudió Periodismo y Comunicación Audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos y ahora cubre la información de polideportivo en Relevo. Al poco de