NÀSTIC

Dimite el presidente del Nàstic tras la polémica ante el Málaga: "Es una cortina de humo; el árbitro se está haciendo la víctima"

Josep Maria Andreu anunció su marcha del club, una decisión que ya tenía tomada antes del playoff de ascenso.

El presidente del Nàstic, en un acto de homenaje./ NÀSTIC
El presidente del Nàstic, en un acto de homenaje. NÀSTIC
Marc Mosull

Marc Mosull

El presidente del Nàstic de Tarragona ha decidido dar un paso al costado y abandonar la dirigencia del club grana. Así lo ha expresado este martes en una comparecencia de prensa en el Nou Estadi el mismo día que la entidad ha comunicado que "acudiría a la justicia ordinaria por el arbitraje del sr. Eder Mallo Fernández" en el Nàstic-Málaga del fin de semana tras haber "recabado pruebas suficientes para demandar al colegiado, al menos, por negligencia". Anunció también el club que no descartaba iniciar la vía penal y Andreu, ya por la tarde, que irán a por todas "pete quien pete y le toque a quien le toque".

"Os he convocado para comunicar una decisión que ya tenía tomada antes del último partido y que ha sido largamente meditada: dejo la presidencia del consejo de administración del Gimnàstic de Tarragona", se arrancaba Josep Maria Andreu, dejando muy claro que su marcha del club no está relacionada con el polémico partido del pasado sábado, la vuelta de la final del playoff ante el Málaga, que confirmó su ascenso en el minuto 124'.

Andreu ha sido presidente del Nàstic durante 18 años, divididos en dos etapas distintas; del 2001 al 2007, y del 2012 hasta actualidad. Se va defendiendo los intereses de su club, tal y como ha puesto de manifiesto: "Mi gran ilusión era dejar el Nàstic en el fútbol profesional, pero no ha podido ser. Siento impotencia por la injusticia de la cual fuimos testimonios más de 14.000 personas. No es la primera vez que nos pasa algo así; todo el mundo recuerda Llagostera, Vigo… pero esta vez ha sido todavía más cruel porque ha sucedido en nuestra casa y en un partido que ya teníamos ganado gracias a la heroicidad de nuestros jugadores".

“Un árbitro que nos arruinó el partido”

"Vivimos una situación completamente surrealista y que no merecía la gente del Nàstic. El sábado tuvimos un árbitro que nos arruinó el partido con una expulsión que no era. He hablado con árbitros en activo y retirados y todos me han dicho lo mismo. Hay que tener personalidad. La semana pasada en campo del Málaga también cayeron muchos balones... El árbitro no puede abandonar el campo, nunca he visto algo así. Tuvo una actitud totalmente chulesca", comentó acerca de la actuación del colegiado Eder Mallo Fernández.

Acerca del acta arbitral, Andreu calificó los hechos descritos como "mentiras". Y es que, según él, el colegiado "nunca sufrió por su integridad". "Se vivió un partido en el que no hubo ni un solo incidente, solo se lanzaron pelotas al campo. No entiendo cómo puede haber sanciones importantes si no hubo incidentes dentro del campo. El árbitro llegó y se fue tranquilamente. Pudo recibir insultos y le pedimos perdón, pero es que él fue totalmente parcial y su actitud chulesca la acabamos pagando", comentó Andreu.

El presidente da la cara por el club

"Si hay sanciones las defenderemos, en la vida hay que tener justicia. En el campo no hubo incidentes ni agresiones. Ahora tenemos una campaña mediática que nos está atacando, doy la cara por la afición del Nàstic, estoy orgulloso porque ha tenido siempre un comportamiento ejemplar. Parece que somos los malos de la película. Pediremos testigos a los árbitros, no ha habido nunca ni un problema aquí. Miedo no tenemos ninguno y si hay sanciones ya será el momento que tendremos que decir 'hasta aquí'", aseguró también el presidente nastiker.

Tras él, compareció el consejero Antoine R. Jordà, que también hizo referencia al acta arbitral. "Habla de hechos que no son reales. Estamos en un país en el que hasta los políticos se insultan los unos a los otros. Esto es una cortina de humo porque el árbitro se está haciendo la víctima. Vamos a ir hasta el final y a ver qué nos dicen. El escándalo del pasado sábado no puede quedar impune", afirmó el directivo del club grana, que piensa ir con todo para defender su honorabilidad y hacer justicia.