MEDALLERO OLÍMPICO

Los deportistas con más medallas olímpicas

Para la mayoría de deportistas, estar en los Juegos Olímpicos ya es el objetivo de toda una vida. Unos pocos elegidos coleccionan medallas.

Michael Phelps con una medalla olímpica en los Juegos Olímpicos de Brasil en 2016./Reuters
Michael Phelps con una medalla olímpica en los Juegos Olímpicos de Brasil en 2016. Reuters
Javier Mercadal

Javier Mercadal

Más rápido, más alto, más fuerte. El lema de los Juegos Olímpicos resume a la perfección el espíritu de una cita que, cada cuatro años, paraliza al mundo entero. La idea de fondo es explorar los límites del cuerpo humano. Competir por ser el mejor. Los ganadores son galardonados con las icónicas medallas de oro, plata y bronce. Conseguir uno de esos metales y subirse al podio, en muchas ocasiones, justifica los esfuerzos y sacrificios realizados durante toda una vida.

Si la gran mayoría de deportistas se conforman simplemente con poder estar ahí, tomar parte de unos Juegos y saberse entre la élite de su modalidad deportiva, también hay un grupo de elegidos que siempre compiten por una presea. Consiguiendo coleccionar varias al término de su carrera deportiva. Estos son los deportistas con más medallas olímpicas de la historia, tomando como referencia eso sí los Juegos de verano únicamente.

Michael Phelps - Natación, Estados Unidos (28 medallas olímpicas)

Michael Phelps es el rey absoluto de los Juegos Olímpicos. Nadie ha ganado tanto como él. Tanto en el cómputo global como preseas doradas en particular. El nadador norteamericano se ha subido a lo alto del podio más veces que nadie, ejerciendo una tiranía nunca vista antes desde Atenas 2004 hasta Río 2016. En total, Phelps consiguió 28 medallas olímpicas (23 de oro, 3 de plata y 2 de bronce). Cuando saltaba a la piscina, el Tiburón de Baltimore no tuvo rival.

Fuera del agua su vida no ha sido tan sencilla. Phelps es conocido por ser uno de los primeros deportistas que comenzó a hablar públicamente de salud mental. El nadador estadounidense reconoció en 2016 el haber convivido con la depresión durante prácticamente toda su vida adulta. Una condición que explica algunos de los episodios más oscuros de su vida. En 2004, cuando solo tenía 19 años, fue detenido por conducir bajo la influencia del alcohol. Una infracción que repitió en 2014 y le costó su participación en los Mundiales de 2015 tras ser sancionado por la Federación Estadounidense. No es el único escándalo que ha protagonizado: en 2008 fue captado en una imagen con una pipa de agua utilizada para fumar marihuana. Episodios oscuros de la estrella que más ha brillado en unos JJ.OO.

Larisa Latynina - Gimnasia, Unión Soviética (18 medallas olímpicas)

Latynina fue la primera gran estrella de la gimnasia artística. Una deportista que batió todos los récords existentes hasta la fecha en unos Juegos Olímpicos. Todo ello pese a que llegó a la gimnasia un poco de rebote. Criada durante la II Guerra Mundial y con un padre fallecido durante la batalla de Stalingrado, la joven Larisa se inició en el ballet a los 11 años. Sin embargo, una vez que su profesor se trasladó fuera de Jersón (su ciudad natal, actualmente en Ucrania), se cambió a la gimnasia.

En su nueva disciplina no tardó mucho en comenzar a sobresalir. Tanto que en su debut internacional, en el Mundial de 1954, logró la medalla de oro por equipos. Fue el preludio de lo que estaba por venir. Su bautismo olímpico se produjo en Melbourne 56, cita en la que consiguió cuatro medallas de oro y una de plata. En Roma 60 mejoraría su marca, logrando un total de seis preseas (tres de oro, dos de plata y un bronce), mientras que cerraría su ciclo olímpico en Tokio 64 con otras seis medallas (2 oros, 2 platas y 2 bronces). En total, Latynina consiguió 18 medallas olímpicas (9 de ellas de oro).

Nikolai Adrianov - Gimnasia, Unión Soviética (15 medallas olímpicas)

Nikolai Adrianov es el gimnasta masculino con más medallas de la historia. Fruto de la escuela soviética, desde muy joven demostró que iba a ser un ganador en serie. Realizó su debut olímpico en Múnich 72, donde ya ganó el oro en suelo. Aunque su explosión llegó cuatro años más tarde, en Montreal 76, cuando logró cuatro medallas de oro, dos de plata y una de bronce. Las cuatro preseas doradas en unos mismos Juegos fue récord en su momento. Adrianov estiró su carrera hasta Moscú 80. En casa se llevó cinco medallas más, para un total de 7 oros, 5 platas y 3 bronces.

Su relación con los JJ.OO. se estiró más allá de su retirada. Cuando dejó su faceta de gimnasta, Nikolai Adrianov se convirtió en uno de los entrenadores más reputados de la Unión Soviética. Famoso, sobre todo, por su capacidad para moldear jóvenes talentos. En 1994, dio el salto y se hizo cargo del equipo nacional de Japón, cargo que ocupó hasta 2002 cuando decidió regresar a su país. Lamentablemente, en 2011, cuando solo contaba con 58 años, falleció víctima de una enfermedad neurodegenerativa.

Boris Shakhlin - Gimnasia, Unión Soviética (13 medallas olímpicas)

Como muchos de sus coetáneos que también aparecen en esta lista, Shakhlin quedó huérfano de padre tremendamente pronto. En su caso fue a los 12 años, la misma edad a la que se acercó a la gimnasia. Su cara hierática le granjeó el apodo de Máscara de hierro, al mismo tiempo que su altura, muy superior al del resto de gimnastas, le hacía inconfundible sobre el tapiz.

Shakhlin es uno de los grandes de la historia, al acumular 13 medallas olímpicas en su palmarés. A lo largo de su carrera en los Juegos, que se extendió de 1956 a 1964, cosechó 7 medallas de oro, 4 de plata y 2 de bronce. Todo un récord en el momento, que precisamente fue superado por su compatriota Adrianov.

Edoardo Mangiarotti - Esgrima, Italia (13 medallas olímpicas)

Se suele decir que la esgrima es el único deporte olímpico español, aunque son varios los historiadores que, como mínimo, lo ponen en duda. Lo que sí está claro es que no hay mayor potencia en la historia de los JJ.OO que Italia. El país transalpino domina el medallero histórico y, de todos los grandes tiradores que ha dado, ninguno ha sido tan exitoso como Mangiarotti.

Sobre todo, por su gran longevidad. En total, participó en cinco ediciones de los Juegos, de 1936 a 1960. Eso le sirvió para capturar 13 preseas (6 de oro, 5 de plata y 2 de bronce). Más que nadie en la historia de un deporte que ya estuvo presente en los Juegos originales de 1896.

Takashi Ono - Gimnasia, Japón (13 medallas olímpicas)

La lista está repleta de gimnastas soviéticos, aunque hubo un hombre que les hizo sombra en su dominio de la especialidad. Takashi Ono tuvo su primer duelo con el equipo soviético en Helsinki 1952. Tenía solo 21 años y rascó un bronce en el salto del potro. Fue solo el inicio. En Melbourne 1956 Japón llegaba como una de las grandes potencias. En frente estaba, claro, la URSS, ya liderada por Shakhlin. Takashi consiguió su primer oro, que acompaño de tres platas y un bronce.

Aunque, sin duda, sus mejores Juegos fueron los de Roma 1960. En ellos consiguió metal en seis de las ocho pruebas a las que optaba. Dos de ello, de oro. Conseguiría una presea dorada más en Tokio 1964, frente a su público. En aquellos JJ.OO, además, fue el abanderado de su país, demostrando la importancia histórica que posee en el deporte nipón. En total, Ono se retiró con 13 medallas olímpicas en su palmarés: 5 de oro, 4 de plata y 4 de bronce.

Paavo Nurmi - Atletismo, Finlandia (12 medallas olímpicas)

Paavo Nurmi es el atleta más condecorado en la historia de los Juegos, por delante de nombres quizá más familiares para el aficionado actual como Carl Lewis o Usain Bolt. Su historia es bien diferente. Fundamentalmente, porque el finlandés nació en 1897, cuando el mundo era un lugar completamente distinto. La base de su formación física fue completamente autodidacta. En gran parte fruto de la coyuntura, ya que a los 12 años comenzó a trabajar como recadero por el fallecimiento de su padre. Aunque también hubo parte consciente, debido a su voluntad por emular a su ídolo Hannes Kolehmainen.

Durante su instrucción militar, sus capacidades físicas llamaron poderosamente la atención, batiendo algunas plusmarcas nacionales que le permitieron participar en Amberes 1920. En su primera participación en unos Juegos, el Finlandés volador cosechó cuatro medallas, tres de oro y una de plata. Nurmi participaría en dos JJ.OO más, París 1924 y Ámsterdam 1928. En total, Paavo Nurmi ganó 12 medallas a lo largo de su carrera como fondista: 9 de oro y 3 de plata.

Otros deportistas con 12 medallas olímpicas

  • Brigit Fischer - Canoa, Alemania (8 oros y 4 platas)
  • Sawao Kato - Gimnasia, Japón (8 oros, 3 platas y 1 bronce)
  • Jenny Thompson - Natación, Estados Unidos (8 oros, 3 platas y 1 bronce)
  • Isabell Werth - Equitación, Alemania (7 oros y 5 platas)*
  • Ryan Lochte - Natación, Estados Unidos (6 oros, 3 platas y 3 bronces)*
  • Dara Torres - Natación, Estados Unidos (4 oros, 4 platas y 4 bronces)
  • Alexei Nermov - Gimnasia, Rusia (4 oros, 2 platas y 6 bronces)
  • Natalie Coughlin - Natación, Estados Unidos (3 oros, 4 platas y 5 bronces)

*Deportistas todavía en activo.