CARABAO CUP | UNITED 4 - ASTON VILLA 2

Primer disgusto para Emery en el Aston Villa

El equipo del español quedó eliminado de la Carabao Cup tras perder con el Manchester United en Old Trafford.

Emery durante la derrota del Aston Villa | /GETTY IMAGES
Emery durante la derrota del Aston Villa | GETTY IMAGES

El equipo del español quedó eliminado de la Carabao Cup tras perder con el Manchester United en Old Trafford.

Marcos Durán

Marcos Durán

Las primeras rondas de la Copa de la Liga o 'Carabao Cup' son para hacer rotaciones en los equipos de Premier. Así lo entendieron tanto Ten Hag como Emery. En el equipo 'red devil', Lisandro Martínez, Shaw, De Gea, Eriksen o Casemiro fueron suplentes, mientras que en el equipo del entrenador español, Buendia, Cash, Digne o Emi Martínez empezaron desde el banquillo. Si hace unos días el vencedor fue el Villa, hoy el turno fue para el Manchester United.

El partido fue peleado pero con muchos espacios. El ritmo alto de la Premier se veía en la noche de Mánchester y el equipo visitante tenía oportunidades para adelantarse en el marcador, pero no fue hasta el segundo tiempo cuando vimos los cinco goles del encuentro.

En el inicio del complemento, todo se animó y los aficionados entraron en calor: gol de Watkins que protestó el capitán del equipo local, Maguire, debido a una mano previa que el Coote desestimó sin acudir a la cabina del VAR.

Pocos minutos después, Martial empató tras una gran jugada de Bruno Fernandes. El portugués, uno de los que casi nunca rota, dejaba solo al francés para que iguale el encuentro.

A la hora de partido, empezaba el duelo en los banquillos: Emery daba ingreso a Buendia, Bailey y Mings y la suerte se le ponía de cara con un gol en propia puerta de Dalot, recientemente convocado al Mundial con Portugal. Tras el gol visitante, le tocaba el turno de mover ficha a Ten Hag.

El neerlandés agitaba el avispero con la entrada de Eriksen, Elanga y Garnacho, que a la postre se convertiría en protagonista del encuentro. Varios minutos después, Rashford empataba el partido y Old Trafford empezaba a rugir, aunque lo mejor estaba por llegar.

Garnacho, que hace unos días había marcado su primer gol con los 'Red Devils' en Europa League, fue la gran figura de los minutos finales. Doble asistencia, primero para el gol del capitán Bruno y después para que McTominay liquide el encuentro. El hispano argentino revolucionaba el encuentro y le permitía respirar a Ten Hag.