BRASIL

La policía brasileña investiga si Rivaldo y la hermana de Neymar financiaron el amago de golpe bolsonarista del 8 de enero

Ambos están señalados de financiar el asalto a la Plaza de los Tres Poderes de Brasilia.

Imagen de Rivaldo en un acto en China./Getty
Imagen de Rivaldo en un acto en China. Getty
Europa Press

Europa Press

La Policía Federal de Brasil investiga si el exfutbolista Rivaldo  y la hermana de Neymar, Rafaella Santos, financiaron de alguna forma el amago de golpe bolsonarista del 8 de enero en la Plaza de los Tres Poderes de Brasilia, después de que varios detenidos hayan contado que se encuentran entre los donantes, según les reveló uno de los organizadores, el cantante de góspel Salomao Vieira.

Sobre Vieira pesa una orden de prisión por organizar y financiar a través de donaciones --la Policía investiga movimientos en sus cuentas por aquel entonces de hasta 2 millones de reales (380.000 euros)-- los llamados 'campamentos golpistas', desde los que salieron centenares de personas rumbo a las sedes del Congreso, el Tribunal Supremo y el Palacio del Planalto, en Brasilia.

Se cree que Vieira se encuentra escondido en Paraguay, donde el mes pasado fueron detenidas tres personas que participaron en los ataques del 8 de enero por la Interpol, a petición de las autoridades brasileñas, cuenta la revista Veja.

A su vuelta a Brasil uno de estos detenidos contó a la Policía que convivió un tiempo en Paraguay con Vieira, quien le reveló la identidad de algunos de estos supuestos donantes, entre ellos Rivaldo y la propia Santos. El exfutbolista, añadió, entregó unos 50.000 reales (9.500 euros).

A través de sus abogados, Rivaldo confirmó que entregó dinero a Vieira, pero que la cantidad no excedía de los 2.000 reales (380 euros) y que fue destinado a "personas necesitadas de la iglesia", mientras que la defensa de Santos afirma que ella no transfirió dinero alguno al cantante de góspel.

Rivaldo es uno de los varios deportistas brasileños que declararon públicamente su apoyo a Bolsonaro, llegando incluso a participar en su campaña. El día de su derrota en las elecciones, comparó aquello con el descalabro que sufrió Brasil en la final del Mundial de 1998, cuando Francia les endosó un 3-0. Santos al igual que su hermano Neymar también expresó su apoyo público al expresidente.

Vieira al igual que otros imputados, también prófugos, como los blogueros Oswaldo Eustáquio y Allan dos Santos, publicaron en sus redes sociales por aquel entonces los comprobantes de compra de los suministros y provisiones que se enviaban a los campamentos, desde los que se pedía al Ejército un golpe de Estado.