FÚTBOL

El palmarés completo de Maradona

Para muchos, Diego Armando Maradona es el mejor futbolista de la historia. Esto es lo que consiguió sobre el verde.

Maradona levanta el título del Mundial del 86 en México./AFP
Maradona levanta el título del Mundial del 86 en México. AFP
Javier Mercadal

Javier Mercadal

Hablar de Diego Armando Maradona es hacerlo de una figura que trascendió el fútbol para convertirse en un símbolo nacional en Argentina y un icono generacional fuera de su país natal. Para muchos aficionados al balompié, especialmente para aquellos que le vieron jugar en directo, el mejor futbolista de la historia. Si el Pelusa es el mejor de siempre o no se trata de una apreciación subjetiva y, por lo tanto, abierta al debate. Lo que no se pueden negar son sus logros sobre el verde, principalmente con las camisetas del Nápoles y Argentina.

Aunque, probablemente, sí haya que ponerlos en contexto, ya que el fútbol ha cambiado mucho durante los últimos años. En la comparación habitual con su compatriota Leo Messi, la cantidad de títulos ganados por uno y otro no tienen parangón. Sin embargo, para comprender la relevancia de Maradona se debe valorar no solo la época en la que jugó, con un fútbol muy diferente, mucho más agresivo, aunque también con una menor preparación física y técnica. También los equipos en los que lo consiguió. Especialmente un Nápoles que, si bien acaba de proclamarse campeón de la Serie A, entonces era un equipo humilde en Italia que luchaba por no bajar.

Los títulos que ganó Maradona

Maradona dio sus primeros pasos en el Argentinos Juniors, con el que consiguió varias menciones de máximo goleador pero no pudo levantar ningún título, siendo su mayor logro colectivo un subcampeonato en el Trofeo Metropolitano. Pese a que se perdió el Mundial de 1978 por decisión de César Luis Menotti, el argentino ya era una estrella internacional que ganó el Mundial sub-20 de 1979. Varios equipos le pretendían, sin embargo el 10 eligió Boca Juniors como su siguiente paso en 1981. Su traspaso tuvo cierta polémica, ya que también era pretendido por River Plate, y el conjunto Xeneize se encontraba en plena crisis económica. Sin embargo, Diego terminó enfundándose la franja amarilla en el pecho y ganó su único título en su país, el Metropolitano de 1981.

Tras España 82, Maradona se quedó en nuestro país para fichar por el Barcelona. Su tiempo en la Capital Condal, sin embargo, no fue todo lo satisfactorio que se podía esperar. En su primera temporada ganó la Copa del Rey y la Copa de la Liga, aunque también sufrió una hepatitis que le tuvo varios meses apartado de los terrenos de juego. En su segundo y último curso, una dura entrada de Andoni Goikotxea le produjo una fractura del tobillo izquierdo que marcó por completo su temporada. Marcó 11 goles en 16 partidos, pero no pudo conseguir ningún trofeo.

En 1984, el mediapunta argentino fichó por el Nápoles en un movimiento sorprendente. Los del sur de Italia, que en un principio solo pretendían un amistoso con el Barça en San Paolo para que sus aficionados pudiesen ver a Maradona, terminaron haciéndose con uno de los mejores jugadores del mundo, sino el mejor, pese a ser un equipo modesto. De hecho, la temporada anterior a la llegada del Pelusa, los napolitanos habían eludido el descenso por un solo punto. En Nápoles, ganaría dos ligas, en las temporadas 1986/87 y 1989/90, una Copa de Italia (1986/87) y una Copa de la UEFA en la 1988/89. Unos logros que, junto a una identificación total con el sur de la península itálica, le convirtieron en un mito que todavía se venera en nuestros días.

No obstante, el mérito más importante conseguido por Maradona, aquel por el que es recordado de manera global, fue el conseguido en México 86. Con los ojos del mundo sobre él, el 10 de Argentina realizó una actuación dominadora que otorgó a su país el segundo Mundial de su historia. Para el recuerdo quedan episodios como el doblete contra Bélgica en semifinales. Y, sobre todo, el partido contra Inglaterra, en el que en un contexto post guerra de las Malvinas logró dos de los goles más icónicos en la historia del fútbol: uno conduciendo la pelota desde su propio campo y otro al que simplemente se le apodó la mano de Dios.

En los 90, Maradona fue subcampeón del Mundo en Italia 90, jugó en el Sevilla, Newell's Old Boys y Boca Juniors. Pero nunca logró un alcanzar el nivel futbolístico que una vez tuvo. No en vano, además de sus gestas dentro sobre el césped, la carrera del 10 también está marcada por la polémica y la controversia. Sanciones por dopaje, una vida personal turbulenta y llena de excesos, idas y venidas de los terrenos de juegos y una discutible carrera como entrenador. La cara B de una figura poliédrica, pero trascendental para entender el fútbol no solo como deporte sino como fenómeno social.

El palmarés completo de Maradona

  • 1 Mundial (Argentina, 1986)
  • 2 Serie A (Nápoles, 86/87 y 89/90)
  • 1 Copa de la UEFA (Nápoles, 89/90)
  • 1 Copa Italia (Nápoles, 86/87)
  • 1 Copa del Rey (Barcelona, 82/83)
  • 1 Copa de la Liga (Barcelona, 82/83)
  • 1 Supercopa de España (Barcelona, 82/83)
  • 1 Torneo Metropolitano (Boca Juniors, 1981)
  • 1 Mundial sub-20 (Argentina, 1979)
Javier Mercadal
Javier Mercadal

Colaborador

Javier Mercadal, natural de Zaragoza, se licenció en Periodismo por la Universidad San Jorge. Dio sus primeros pasos en el Heraldo de Aragón cubriendo la información del Real Zaragoza y