GETAFE

El doloroso anuncio de Ünal: "Malas noticias, tengo mi cruzado roto..."

El delantero turco fue sustituido a los 8 minutos en el Benito Villamarín. Este jueves confirmó el mal pronóstico.

Enes Unal, se retira lesionado del Villamarín./EFE
Enes Unal, se retira lesionado del Villamarín. EFE

El delantero turco fue sustituido a los 8 minutos en el Benito Villamarín. Este jueves confirmó el mal pronóstico.

Equipo Relevo

Equipo Relevo

A perro flaco, todo son pulgas. Aunque el Getafe acabó sacando un triunfo de oro en el Benito Villamarín (0-1), recibió la peor de las noticias posibles. Enes Unal, el máximo goleador del equipo, se lesionó en el minuto 8 y este jueves el propio jugador confirmó el mal pronóstico que se dio nada más retirarse del césped entre lágrimas: se rompió el cruzado.

El ariete lo anunció en sus redes sociales con un texto entre el dolor y el optimismo: "Hola a todos, tengo malas noticias para ustedes. Tengo mi cruzado roto. La vida se mueve de maneras misteriosas. Mientras luchábamos por un gran objetivo y sentía que estaba dando grandes pasos en mi carrera, no puedo mentir, ha sido un gran golpe para mí. Me quedan dos cosas por hacer ahora. Apoyar a mis compañeros hasta el final, no tengo ninguna duda de que nos salvaremos. La segunda será prepararme para la operación y seguir adelante día a día. Siento muy positivo y me siento que este es otro desafío en mi camino. Lamentar no es opción para mí y voy a seguir siendo positivo disfrutando de mi vida y este parte de mi profesión".

Bordalás pierde a su gran referente anotador. El delantero otomano suma 14 goles en Liga, aunque su racha reciente no es la más ilusionante para los getafenses. Unal solo ha conseguido un gol en las diez últimas jornadas. Antes de la llegada del técnico alicantino al banquillo azulón, el '10' del Getafe firmó ocho dianas en los meses de febrero y marzo.

Su arreón permitió al Getafe sacar la cabeza y alejarse de la zona peligrosa de la clasificación. Sin embargo, la mala racha del equipo también contagió el fútbol de Unal, que se echó la mano a la rodilla contra el Betis y ocupó el banquillo mientras no podía evitar el llanto. El jugador turco se tapó el rostro con la camiseta y fue arropado por el resto de sus compañeros.

No es la primera lesión grave que afecta al Getafe esta temporada. Fue el caso de Djené, que le recuperaron recientemente; y tampoco cuentan con Arambarri. El turco fue sustituido por Juanmi Latasa y recibió los ánimos del entrenador rival, Manuel Pellegrini, cuando enfilaba el banquillo de los madrileños.

El Getafe se jugará la permanencia en las dos jornadas que restan sin su pichichi. Los de Bordalás se enfrentan a Osasuna, en el Coliseum y Valladolid, en Zorrilla.

Equipo Relevo
Equipo Relevo

Redactor Madrid

Hemos venido a hablar solo de deporte. Que no es poco | También estamos en TikTok y Twitch (relevo_deportes).